Exponent-e: ¿La diversificación debe de tener limites?